Saltar al contenido

Magia blanca para quitar el enojo

magia blanca con hechizos y rituales para quitar el enojo

Si estás enfadada/o con tu mejor amigo, pariente o conocido y las discusiones se pasaron de límite, ten a mano estos consejos de magia blanca, con ellos podrás quitar el enojo rápidamente y encarrilar la situación.

Con elementos simples y  rituales mágicos alcanzarás la paz y la templanza para sobrellevar cualquier diferencia con las personas de tu entorno. Lee atentamente cuanto verás en este práctico artículo y despreocúpate de estos berrinches tan molestos, con efectivos procedimientos.

Hechizos blancos para no estar enojada

Los conjuros que puedes realizar para resolver problemas de enojo con otras personas, son alternativas maravillosas, que evitan males mayores. Si te encuentras brava y fastidiosa porque tu vecino o pariente fue injusto contigo, acaba radicalmente con el tema, poniendo calma al asunto.

1. Para quitar el malhumor

Procede a este hechizo con fórmulas y elementos caseros que te harán poner fin a una discusión interminable y quitar de ti esa furia sin control que no lleva a buen puerto nunca. Cuentas con una brujería blanca, infalible en todos los casos.

Necesitarás:
  • 5 granos de pimienta negra
  • Un vaso de licor
  • 3 Ramas de ruda macho
  • Aceite de castor
  • 2 velas de color claro
  • Lapicero color negro
  • Cerillos
  • Altar o mueble para conjurar
  • Plato color blanco
Procedimiento:
  • En silencio y a solas comienza el ritual reflexionando acerca del por qué de tu enojo y trata de relajarte para ser
  • Toma en tus manos el vaso con licor y concentra tu mirada y pensamiento en la bebida mientras traes a tu mente la imagen de quien te ha injuriado o molestado.
  • Agrega al brebaje unas gotas de aceite de castor y los granos de pimienta negra y déjalo reposar.
  • Con el lapicero escribe sobre cada vela los nombres completos de la persona a conjurar.
  • Coge ambas velas con una mano y con un cerillo las encenderás hasta que la llama sea estable.
  • Adhiere ambas velas sobre el plato blanco y relajada observa como se consumen lentamente.
  • Trata de visualizar a la persona, calmada y acercándose a ti con humildad y palabras cálidas. Piensa e imagina un perdón en sus labios al dirigirse a ti.
  • Toma las ramas de ruda macho y rodea las dos velas formando un círculo.
  • Mientras las llamas estén ardiendo, dirás con voz pausada estas palabras:
  • Que el sentimiento de enojo que avasalla nuestra relación, quede para siempre en el olvido y que podamos poner un manto de piedad al rencor y al orgullo, brindándonos el merecido perdón.”
  • Cuando las velas se hayan consumido raspa con un cuchillo la cera que ha quedado en el plato y arrójala dentro del vaso con licor.
  • Repite las palabras del paso 10 y dilas nuevamente frente al brebaje hechizado.
  • Deshecha todo el conjuro vaciando el contenido del vaso en una alcantarilla lejana.

2. Usando limón para quitar enojos

Si has tenido una riña o discusión fuerte con un compañero de trabajo, tu pareja o cualquier persona de tu familia, este ritual te va a librar de esa mala energía que significa estar enfadado y molesto. Los pasos son sencillos y los ingredientes fáciles de obtener.

Necesitarás:
  • Un altar
  • Un limón
  • Cuchillo pequeño
  • Un pote de cerámica o vidrio
  • Un bolígrafo
  • Dos trozos pequeños de papel blanco
  • Una vela color blanco
  • Un velón rojo
  • Azúcar
  • Miel pura y líquida
  • Cerillos
Procedimiento:
  • Intenta sentirte relajada al comenzar el hechizo un día lunes por la noche.
  • Pon sobre tu altar o mesa de ceremonias todos los elementos que necesitarás para conjurar.
  • Comienza cortando el limón en forma de cruz y en 4 partes, sobre el pote de cerámica.
  • Ahora tomarás los papeles blancos que tienes reservados y con el bolígrafo escribirás en uno de ellos, el nombre de la persona que tiene el pleito contigo.
  • En el segundo papel escribe tu nombre completo.
  • Dobla cuidadosamente ambos papeles y colócalos dentro de los pliegues del limón, enfrentando uno con otro.
  • Usa un poco de miel sobre el limón, sellando las partes donde quedarán encerrados el nombre del conjurado y el tuyo.
  • Sobre el limón así configurado derrama una buena cantidad de azúcar para cubrir el hechizo.
  • Enciende ambas velas sobre el altar justo detrás del encantamiento y deja que se enciendan bien.
  • Reza con tus propias palabras una invocación a tu maestro espiritual y pídele que deshaga el encono que los tiene esclavizados a quien conjuras y a ti misma.
  • Al llegar la medianoche, despréndete del hechizo llevándolo lejos de tu casa.
  • Pasarán unos pocos días y te encontrarás cara a cara con esa persona, todo estará como tú lo pediste.

3. Quitar el enfado con ajos

Cuando estar enojada con alguien no te sienta nada bien y perjudica tu tranquilidad, deberías estar pensando en realizar esta brujería con una cabeza de ajos. Te dará excelente resultado y es sencillo de llevar a cabo.

Necesitarás:
  • Velas pequeñas color morado o verde, 5
  • Cabeza de ajos, 1
  • Agujas finas o alfileres, 5
  • Plato blanco
  • Cerillas de madera, 5
  • servilleta de papel
  • Maceta pequeña con tierra
  • Una mesa
Procedimiento:
  • Comienza colocando las 5 velas pequeñas en el plato blanco.
  • Debes formar un círculo de manera que en el centro puedas colocar la cabeza de ajos.
  • Toma en tus manos la cabeza de ajos, y de una en una irás pinchando cada aguja en cada diente de ajo.
  • Cada vez que incrustas una aguja deberás mentalizarte en un ferviente deseo de recuperar a la persona con quien te enfadaste.
  • Toma las cerillas de madera y enciende pausadamente las cinco velas.
  • Fija tu vista en las pequeñas llamas y eleva tu pensamiento para que se pueda producir la reconciliación con la persona que te sientes mal.
  • Cuando las velas se hayan extinguido toma la cabeza de ajos embrujada y envuélvela en la servilleta de papel.
  • Entierra el conjuro dentro de la maceta con tierra que tienes reservada.
  • El deseo de hacer las paces con la persona hechizada no tardará en cumplirse.